Marion, Sitges.

Nunca es tarde para hacer una sesión de fotos de familia, nunca es tarde para volver a sentiros enamorados.

Así es como sentí esta sesión de fotos, una familia francesa que veranea en Sitges y en sus vacaciones decidió contratarme para guardar el recuerdo.

Ella además fotógrafa de bodas y de familia, así que todo un honor para mí tener esta vez a Marion delante de la cámara.

A veces pensamos que los reportajes de fotos de familia deben ser cuando ellos son pequeños, y esta es la prueba de que cualquier momento es ideal.

Porque pocas cosas en esta vida mejores que la familia.

Espero que os guste, como siempre en uno de mis rincones favoritos de mi bonito pueblo.

Gracias

COMMENTS
YOUR COMMENT

NAME
EMAIL
WEBSITE
COMMENT

next one

Boda en Cadaqués